Escenario de costos está a favor de las distribuidoras de electricidad

Periódico elDinero

Energía

El escenario de costos está a favor de las empresas distribuidoras de electricidad El margen de intermediación está sobre los 10 centavos y ahora compran 37.5% más barato

Jairon Severino Por: Jairon Severino Santo Domingo 0 Compartir 8 de agosto, 2016
distribuidoras de electricidad energia

Las empresas distribuidoras de electricidad (EDE) tienen por delante el mejor escenario para revertir su precaria gestión comercial: caída en la cotización del petróleo, con una reducción de hasta 37.5% en el precio de compra y venta de la energía en los últimos 15 meses, y la finalización de los Acuerdos de Madrid que, por ende, ofrece la posibilidad de licitar la adquisición de energía en mejores condiciones.

La cuestión ahora es ver en qué medida las EDE aprovechan el contexto para lograr la eficiencia, que a su vez se traduciría en quitarle al Estado una carga muy pesada para las finanzas públicas.

El fin de los acuerdos llega en un momento en que se negocia el Pacto Eléctrico, mientras la Corporación Dominicana de Empresas Eléctricas Estatales (CDEEE) lidera la construcción de las plantas a carbón de Punta Catalina, proyecto que promete holgura en el proceso de negociación de nuevos contratos y en el mercado spot.

En términos absolutos el precio del kilovatio hora de electricidad bajó seis centavos de dólar entre noviembre de 2014, cuando promedió los 16 centavos de dólar, y febrero de este año cuando se colocó en diez centavos (37.5%).

Sin embargo, esta caída en el precio de compra de energía para las distribuidoras no se ha reflejado en una mejora significativa de la eficiencia, por lo menos por vía del ahorro que significa comprar más barato la electricidad que se sirve a los usuarios con una tarifa que no ha variado.

El mercado spot, que incentiva la competencia y sería más efectivo si la Superintendencia de Electricidad (SIE) jugara un papel más protagónico e institucional, cayó de 16 centavos en noviembre de 2014 a 8.6 centavos de dólar a mayo de este año, una reducción absoluta de 7.4 centavos, equivalentes a un 46.3%.

A pesar del panorama favorable, las distribuidoras de electricidad mantienen niveles de pérdidas muy altos, ubicados en un 29%, según datos de la CDEEE y el Organismo Coordinador del Sistema Eléctrico Nacional Interconectado (OC-SENI).

Informes del sector eléctrico establecen que el ahorro que han tenido las distribuidoras por concepto de la disminución del precio del barril del petróleo es de tal magnitud, que hace año y medio su factura anual rondaba los US$2,200 millones, y en la actualidad está alrededor de US$1,600 millones, una reducción absoluta de US$600 millones, igual a 27.3%.

A pesar del escenario favorable, las EDE han registrado meses con pérdidas entre 34% y 35%, como sucedió en marzo y julio de 2015.

Oportunidad para las distribuidoras de electricidad

Las distribuidoras tampoco han aprovechado la mejoría en el margen de intermediación, o sea, la diferencia entre el precio de compra y venta. En noviembre de 2014 estaba en 2.3 centavos, mientras que ahora está sobre los diez centavos. Otra vía por la que las empresas de distribución han ahorrado es con los apagones programados, pues una menor cantidad de energía servida implica menos subsidio.

El momento económico y de valoración también es propicio. Fitch Ratings pronostica que Punta Catalina sacará del mercado a plantas menos eficientes, lo que impactará no solo en la estabilidad de los precios de compra de la energía, sino para hacer frente al aumento de la demanda en una economía dinámica y en crecimiento.

Los indicadores del sector establecen que la demanda energética requerirá 350 megavatios adicionales. Según un informe de la CDEEE, el director asociado de la entidad y encargado del sector de energía, Julio César Ugueto, expresó que hay generadoras que operan con diésel y otras que sólo son usadas de respaldo porque son muy costosas, por lo que serán desplazadas.

“El ingreso de esta planta manejada por la CDEEE va a desplazar evidentemente unidades menos eficientes. Y entrará al mercado de manera ordenada, pues hay un crecimiento de la demanda de 350 megavatios más o menos, es decir, su entrada no afectará el sistema”, dijo Ugueto durante un encuentro con medios de comunicación en el que participaron Natalia O’Byrne, directora, y Mónica Saavedra, encargada de Mercadeo.

Punta Catalina, de 720 megavatios, llevará a que la CDEEE pase a ser un gran jugador en el mercado de generación con un aporte de potencia eficiente y con precios bajos, pues el carbón es más barato que otras materias primas. Dijo que esto ayudará a mantener los precios del kilovatio/hora en el mercado mayorista relativamente bajos y habrá menos volatilidad.

La calificadora de riesgo Fitch Ratings trabaja también en el país con los generadores AES Andrés, Dominican Power Partner (DPP), Itabo, del grupo AES Dominicana; EGE Haina, Generadora San Felipe, en Puerto Plata y Consorcio Energético Punta Cana–Macao (CEPM).

La empresa califica a CEPM como la más sólida y con la más alta calificación (AAA) porque no está conectada al Sistema Eléctrico Nacional Interconectado (SENI) y no está expuesta al riesgo de cobranza de las distribuidoras de electricidad. Mientras, afirmó que AES Andrés, de gas natural, es la generadora más rentable del país.

Ugueto también dijo que otro actor importante en generación será el proyecto Dominican Power Partner (DPP), que genera 110 megavatios con gas natural y entrarán 114 megavatios adicionales en 2017. Resaltó que la CDEEE solo ha asignado un nuevo contrato de compra y venta de energía a DPP de seis años.

Para el especialista, la sostenibilidad del servicio eléctrico es equivalente a reducir pérdidas, para lo cual, sostuvo, es necesario bajar los costos de la energía.

Contratos

Los Acuerdos de Madrid se firmaron en octubre de 2001 entre la Corporación Dominicana de Electricidad (CDE), Superintendencia de Electricidad (SIE), los generadores EgeHaina, EGE Itabo, Palamara-La Vega, las distribuidoras Edenorte, Edeeste y Edesur, a los fines de consignar en un solo documento los términos y condiciones negociados al amparo de los decretos 743-01 y 970-01, recogidos en los acuerdos del 2 de agosto del 2001.

En esa misma fecha se firmaron las primeras enmiendas que introdujeron modificaciones a las cláusulas económicas a ser aplicadas, especialmente en relación a la potencia contratada, venta y compra de capacidad, medición, pagos, facturación y precio de compra de energía.

Además, se extendió la vigencia de los contratos hasta un término de 15 años, contado a partir del 1 de agosto del 2001.

En el acuerdo las partes mantuvieron vigentes todas las demás cláusulas del contrato expresamente ratificadas.

En 2005, el presidente Leonel Fernández designó una comisión para que asumiera la representación del Estado en el proceso de revisión y renegociación de los contratos suscritos con las sociedades comerciales Smith-Enron, Cogentrix y los acuerdos de Madrid.

Nueva cara en Edesur

Radhamés del Carmen Maríñez asumió la dirección de Edesur a principios de junio de este año. Llegó de la CDEEE, donde se desempeñó como líder de Planes y Proyectos de Reducción de Pérdidas y el Plan de Expansión de las distribuidoras.

Edesur presenta alrededor del 35% de la distribución de electricidad y posee los mercados más exigentes, como una porción de Santo Domingo y el Distrito Nacional, así como todas las provincias desde San Cristóbal hasta la frontera con Haití.

Al ser juramentado por el vicepresidente ejecutivo de la CDEEE, Rubén Bichara, Del Carmen Maríñez sostuvo que no hay ninguna razón por la que Edesur no pueda alcanzar el punto de equilibrio en cuanto a la energía que coloca en el sistema y la que cobra a los usuarios.

Su objetivo no tiene nada diferente al que se han propuesto todos los anteriores administradores: reducir las pérdidas, aumentar las cobranzas y darles a los clientes el servicio efectivo y eficiente que se merecen.

LAS MÁS LEIDAS